Pioderma Infección Bacteriana en la Piel


Pioderma, se refiere a la infección bacteriana de la piel, que es muy común en perros, esta dermatosis bacteriana se posiciona como la primera causa de enfermedad cutánea.

Cuando la piel de un perro es cortada o herida, existe un mayor riesgo de infección. Las lesiones e hinchazón inflamada de pus en la piel, y en algunos casos la pérdida parcial de pelo, a menudo caracterizan la infección. El tratamiento generalmente se administra de forma ambulatoria y el pronóstico es bueno.

Síntomas y tipos

  • Picazón
  • Pústulas
  • Piel con costra
  • Lesiones pequeñas y elevadas
  • Pérdida de cabello (alopecia)
  • Descarga seca en el área afectada

La infección puede ocurrir en las capas superficiales de la piel del perro, o si hay una lesión profunda, en los pliegues interiores de la piel. Esta última se conoce como pioderma profunda.

Las piodermas superficiales y superficiales pueden causar picazón severa. El perro puede perder pelo y la piel puede ponerse roja e inflamada. Las pústulas y lesiones similares a espinillas pueden ser visibles en las áreas afectadas. Por lo general, estos tipos de lesiones están confinados al tronco y raramente se presentan en la cara, las extremidades o las patas.

Causas

Si bien esta infección bacteriana puede ocurrir en cualquier raza, existen algunos tipos que están predispuestos a desarrollar pioderma, que incluyen:

  • Pastores alemanes con abrigos cortos
  • Razas con pliegues de piel
  • Razas con callos a presión
  • Perros con Staphlococcus intermedius

Los perros tienen un mayor riesgo de desarrollar una infección cuando tienen una infección por hongos o una enfermedad endocrina, como hipertiroidismo, o tienen alergia a las pulgas, alimentos o parásitos como Demodex.

Diagnóstico

En la mayoría de los casos, la condición se examinará superficialmente y se tratará en consecuencia. En el caso de que el pioderma parezca ser más profundo en la piel del perro, se deberán hacer raspados de piel, biopsias de piel, y un examen de las células bacterianas para ver si la condición es el resultado de una condición médica profunda más grave.

La infección generalmente responde favorablemente al tratamiento médico. El tratamiento habitualmente se realiza de forma ambulatoria e involucrará medicamentos tópicos, así como antibióticos para la infección.

En general, se prescribe un régimen de tratamiento con antibióticos durante más de un mes para garantizar que se elimine toda la infección del sistema del perro; lo que también debería reducir que vuelva a aparecer de manera repetida

Tratamiento

El tratamiento más apropiado para la pioderma profunda requiere la combinación de una terapia antibiótica sistémica y una terapia tópica.

  • Antibioterapia
    Para que este tratamiento sea efectivo es necesario seleccionar el antibiótico apropiado; establecer la dosis más adecuada y mantener el tratamiento el tiempo necesario hasta la remisión de las lesiones. Para el tratamiento de la pioderma profunda se deben emplear antibióticos bactericidas, cuya elección se realizará en función de los resultados del cultivo y antibiograma. La duración del tratamiento será variable; 4 a 12 semanas, o incluso más tiempo; manteniendo la terapia 2-3 semanas más una vez que hayan remitido los signos clínicos.Los antibióticos que más se emplean en el tratamiento de la pioderma profunda son: cefalexina, cefadroxilo, cefovecina, amoxicilina-ácido clavulánico, clindamicina, enrofloxacino, marbofloxacino y orbifloxacino (tabla). No obstante; se recomienda realizar un cultivo y antibiograma con el fin de seleccionar el antibiótico más adecuado en cada caso.

  • Terapia tópica 
    Constituye un complemento a la terapia antibiótica sistémica, ya que reduce el número de bacterias superficiales, disminuye la probabilidad de recidivas, acelera el proceso de cicatrización y es beneficiosa en el tratamiento de infecciones por estafilococo resistente a la meticilina.La aplicación de los agentes antimicrobianos sobre la piel puede realizarse en forma de champú, loción, pomada, gel, ungüento o spray. En la práctica los champús suelen ser los mas efectivos. Inicialmente es recomendable realizar los baños de forma frecuente ; cada 2-3 días y, posteriormente; con una periodicidad semanal como terapia de mantenimiento. El tiempo de contacto del producto con la piel será de 10 a 15 minutos. Se recomienda rasurar el pelo antes del baño, al menos, en la zona que vamos a tratar. 

    Los productos antibacterianos más eficaces son: el peróxido de benzoílo, la clorhexidina, la povidona yodada, el lactato de etilo y el triclosan.

    • El peróxido de benzoílo, además de tener capacidad antimicrobiana, es queratolítico, desengrasante y comedolítico.
    • La clorhexidina es un antiséptico de amplio espectro con actividad antibacteriana y antifúngica.
    • La povidona yodada es un agente bactericida y fungicida con ligera actividad desengrasante.
    • El lactato de etilo es un buen agente antibacteriano que se emplea a una concentración del 10%.
    • El triclosan es un agente bactericida eficaz frente a Staphylococcus pseudintermedius.

Seguimiento

Existe la posible complicación de que la bacteria se disemine a la sangre; por lo que es importante observar la recuperación del perro y notificar al veterinario en caso que se desarrollen otros síntomas o la condición empeore.

Prevención

Limpiezas habituales de las heridas del animal con jabón o champú de peróxido de benzoilo u otros champús medicados puede reducir inicialmente la incidencia de la infección y ayudará después para prevenir la recurrencia.

Fuentes : ARGOS portalveterinaria ,  PETMD
En Cultura Bull Terrier solo te informamos, para toda consulta de salud y tratamiento debes acudir a un Médico Veterinario,
Si te gustó este artículo te invitamos a compartirlo en tus redes sociales. ” El conocimiento no sirve de nada si no se comparte”

Comentarios

comentarios

Previous El abrazo seguro contra la pirotecnia
Next Preguntas frecuentes sobre el Bull Terrier