Nefritis hereditaria de Bull terrier


nefritis-hereditaria

Nefritis Hereditaria es una enfermedad renal grave que altera la salud en Bull Terriers, muchas veces a una edad temprana. Es causada por los riñones pequeños y poco desarrollados o por el mal funcionamiento de los filtros de los riñones; lo que se traduce en altos niveles de proteína en la orina.

Los Bull Terrier con esta enfermedad suelen morir antes de cumplir los tres años de edad. Por eso una análisis de orina anual desde los 18 meses de edad es recomendable; si esto le sucede a nuestro perro lo mejor es que evitemos su reproducción, ya que es una enfermedad congénita.

La Nefritis Hereditaria del Bull Terrier se hereda como una enfermedad autosómica dominante y causa insuficiencia renal en edades variables en perros afectados.

Muchos ejemplares con nefritis hereditaria Bull Terrier tienen hematuria, y algunos tienen lenticonus anterior. Sin embargo, la sordera no está asociada con la enfermedad renal.

La Proteinuria es un indicador de la enfermedad renal temprana en Bull Terriers con nefritis hereditaria

En el momento se ha reportado una alta prevalencia de insuficiencia renal en Bull Terriers.

El patrón de herencia es del 30%; se analizó en una familia de 33 Bull Terriers en los cuales 10 perros presentaban enfermedad renal manifestada por proteinuria; anormalidades ultraestructurales en la membrana basal glomerular, insuficiencia renal o riñones en fase terminal.

La presencia de al menos un padre afectado para cada ejemplar afectado, la proporción masculina / femenina aproximadamente igual y la ausencia aparente de ‘salto de generación’, apoyaban fuertemente un modo de herencia autosómico dominante.

Autosómica:  Que hereda una copia normal y otra mutada de un gen y, sin embargo, la copia mutada va, a dominar sobre, o anular a la copia funcional. Esto da lugar a que el individuo esté afectado por una enfermedad genética.
Proteinuria: Presencia en la orina de proteínas en una cantidad superior a la normal.
En Cultura Bull Terrier solo te informamos.  Para toda consulta de salud y tratamiento debes acudir a un Médico Veterinario,
Si te gustó este artículo te invitamos a compartirlo en tus redes sociales. ” El conocimiento no sirve de nada si no se comparte”

Comentarios

comentarios

Previous Parvovirus canino; una enfermedad fatal
Next Tu perro te huele "ahí"