A jugar con tu Bull Terrier!


A jugar se dijo.. y que mejor que los Bull Terrier para saber de esto!

Si le entregas una pelota, primero asegúrese de que no se la pueda tragar. Las de tenis pueden quedar encalladas en la garganta del perro. Una de béisbol, de fútbol o de baloncesto le proporcionará horas de juego y diversión, así como un juguete de goma que emita pitidos.

Sin embargo, un juguete de plástico puede ser comido en minutos por un Bull Terrier, preferible es un juguete de goma dura o un hueso de nylon, estos serán más seguros. No le proporcione un par de zapatos viejos, a no ser que quieras que cualquiera de tus zapatos se convierta en el juguete de tu Bull Terrier.

Como los Bull Terrier tienen una gran necesidad de morder, es imprescidible proporcionarles juguetes para ello. Los juguetes apropiados deben ser fuertes, resistentes y de preferencia hechos de nylon. Tampoco se le debería dar cuero de vaca para jugar sin supervisión porque podrá tragárselo y obstruir la garganta.

Es esencial mantener a tu Bull Terrier al jugar alejado de la basura donde puede encontrar desperdicios de huesos de pollo. Recuerde que una de las principales caracteristicas del Bull Terrier es la glotonería y entraria a investigar qué sabor tiene.

También se comerá cualquier cosa como calcetines, trozos de manta, sombreros, plástico, goma, metal y piedras.

Cualquiera de estos objetos puede provocar una obstrucción en el intestino grueso. Si observas síntomas como depresión, aletargamiento, vómitos, diarrea y falta de interés por la comida, ponte en contacto con tu veterinario de inmediato: puede que tu Bull Terrier padezca una obstrucción intestinal.

Una de las actividades favoritas del Bull Terrier es correr por la casa a toda velocidad sin que haya una razón aparente, simplemente porque le apetece. Rara vez colisionan contra algo en tales ocasiones. Es como si tuvieran un radar, mientras esquivan esto y aquello con gran agilidad. Todo irá mejor si usted no interfiere.

Tratar de parar a un Bull Terrier es como intentar coger a un cerdo lleno de grasa. Teniendo esto presente, trate de jugar a juegos en que usted le lance cosas para que él se las devuelva en un espacio abierto y mejor si es fuera de casa, donde hay menos posibilidades de que los muebles se rompan o de que haga un agujero en la pared.

Otro buen juego para nuestro Bull Terrier son los juegos de olfato, escondiéndole premios o su juguete preferido pasaran un momento muy divertido.

Los Bull Terrier tienen una gran necesidad de compañia humana, es recomendable tenerlos estrictamente como perros caseros y nunca atados con una correa fuera de casa.

No toleran las temperaturas extremas (calor/frío) durante largos periodos. Si tu perro juega fuera de casa sin la correa puesta, tu jardín debe estar cerrado de alguna manera y de forma segura. Incluso los Bull Terrier adiestrados en obediencia no deberían ser sacados de su propiedad sin la correa puesta.

Los Bull Terrier se pueden escabullir fácilmente de un collar normal, lo que puede resultar un desastre en una zona donde se puedan mover sin restricciones, ya que la primera cosa que hará tu Bull Terrier es comenzar a cazar. Debe ser vigilado en sus paseos y llevar un collar de ahorco para mayor control.

Si te gustó este artículo te invitamos a compartirlo en tus redes sociales, ” El conocimiento no sirve de nada si no se comparte”

Comentarios

comentarios

Previous Cuidados para un Bull Terrier
Next El Bull Terrier en tu hogar