Higiene dental del perro ► Mitos y realidades


A menudo los dueños de un perro no reconocen una gingivitis, o una periodontitis, y el pasarlo desapercibido puede provocar la pérdida de dientes e infecciones más graves que afecten al hígado, el riñón o el corazón.

La periodontitis afecta a muchos perros a partir de los 2 años de edad y puedes prevenirla con el cuidado rutinario de los dientes de tu canino.

El mal aliento indica que el perro puede tener este problema

La gingivitis, sarro, recesión de la encía y movilidad dental producen halitosis (fetidez del aliento), dolor al comer o al acariciar la zona de la boca, sangrado de encía hasta caída de dientes.

La enfermedad periodontal puede dividirse en dos etapas:

  1. Gingivitis: inflamación de las encías sin pérdida de sujeción de la pieza dentaria.
  2. Periodontitis: inflamación acompañada de una pérdida de la fijación.

Algunos mitos y verdades :

FALSO

– El sarro es la causa de la Enfermedad periodontal

Es necesaria la presencia de la placa dental, es decir, bacterias vivas adheridas a la superficie dental mediante una biopelícula, para que la EP se produzca. El sarro se forma por la calcificación de la placa y favorece la adhesión de más bacterias.

– El cepillado de dientes una vez a la semana es muy eficaz para controlar la formación de placa.

Se ha demostrado que el cepillado cada dos días sigue sin ser eficaz. Se necesita un cepillado diario para el control de la placa dental.

– Los alimentos secos sirven para limpiar la dentadura. 

Un estudio demuestra que una dieta a base de comida enlatada tiene el mismo resultado en cuanto a acumulación de placa y sarro que una dieta seca.

– Los enjuagues, las galletas o masticables higiénicos son tan eficaces como un cepillado dental.

Aunque pueden reducir el grado de gingivitis ningún producto es tan eficaz como el cepillado diario.

– Dándole antibióticos a mi perro elimino la enfermedad periodontal.

La mayoría de las infecciones orales están causadas por bacterias oportunistas y los antibióticos no pueden esterilizar la boca.

dientes con enfermedad periodontal

VERDADERO

– La acumulación de placa bacterial lleva a tu perro a padecer gingivitis, esto puede desencadenar en el desarrollo de Enfermedad Periodental si no se tomas las medidas adecuadas a tiempo.

– Se relaciona la mejora de las enfermedades respiratorias crónicas  en razas pequeñas; como los yorkshire terriers; tras un tratamiento periodontal agresivo. Aunque aun se necesitan mas pruebas , esto ocurre con mucha frecuencia.

– Esta científicamente demostrado la relación entre la gravedad de la Enfermedad Periodental  y la severidad de los cambios histopatológicos en riñones, hígado y miocardio.

– Procedimiento como la limpieza dental con ultrasonidos, el pulido dental, alisado de raíces, en algunos casos extracciones y tratamientos endodónticos eliminan la placa bacterial, eliminando asi el origen de la enfermedad periodental.

Una vez realizado el tratamiento profesional un cepillado dental diario es la regla fundamental para controlar la placa dental.

RECOMENDACIONES

  1. Iniciar los cuidados orales de nuestra mascota desde muy temprana edad es lo mas recomendable
  2. Realiza un cepillado diario, usando una pasta de dientes para mascotas que permitirá un cepillado más prolongado debido a su buen sabor; e incluso algún otro producto de higiene dental.
  3. Llevalo a revisiones periódicas profesionales; sobre todo de aquellos animales con los que no sea fácil realizar limpiezas en casa; para eliminar la placa y el sarro antes de que se produzca una enfermedad periodontal.

Recuerda que una buena salud oral da como resultado una mejor calidad de vida para tu mascota

En Cultura Bull Terrier solo te informamos, para toda consulta de salud y tratamiento debes acudir a un Médico Veterinario,
Si te gustó este artículo te invitamos a compartirlo en tus redes sociales. ” El conocimiento no sirve de nada si no se comparte”

Comentarios

comentarios

Previous Si mi perro tiene 5 años perrunos ¿tiene 35 años humanos? NO
Next Sarna sarcóptica en perros ► Contagiosa para humanos